Hay que vacunarse

Se observan importantes colas en la Dirección de Sanidad de Frontera, lugar en el que se dan turnos para vacunarse contra la fiebre amarilla. quienes deben viajar al exterior denucian que la vacuna no se consigue de manera privada.

Unas 200 personas optaron por pasar la noche en Pedro de Mendoza al 300 para poder acceder a un turno para vacunarse contra la fiebre amarilla.

La Organización Mundial de la Salud recomienda vacunarse antes de viajar a lugares que presentan la posibilidad de contagiarse esta enfermedad y el estado provee la vacunación de manera gratuita.

Marcela, una de las chicas que pasó la noche haciendo la fila, dice que antes de venir a padecer esta experiencia intentó buscar la vacuna de manera privada sin conseguir el objetivo: “Los privados dicen que los laboratorios no le entregan porque prefieren abastecer al Estado de manera que aunque quisiera vacunarme pagando no puedo hacerlo”.

La mayoría viaja a Brasil, pero hay también viajeros a otros lugares de Sudamérica y el mundo que aunque tienen dinero para viajar y para vacunarse, no pueden hacer esto último de manera particular por faltante de vacunas en el ámbito privado: parece que el Estado paga bien.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s